IBM: See tennis in a new way. Tennis data + IBM = More than the score.Find Tickets Online at ticketmaster

El duelo fraternal encabeza el día 9

Por Mark Preston

Cuatro cuartos suman un día entero de emociones en este noveno día del US Open 2015. Encabezan el reparto un muy anticipado duelo de hermanas que este año viene con un significado histórico. La noche del martes, Venus Williams y Serena Williams se encuentran por vez 27 en sus carreras, sobresaliendo en este día de cuartos de final que también empareja a los principales sembrados masculinos Novak Djokovic y Feliciano López, al campeón defensor del US Open Marin Cilic y Jo-Wilfried Tsonga, y Kristina Mladenovic frente a Roberta Vinci. Con tanto en juego y tanto talento, este promete ser un día del que se hablará durante años.

La gente ha estado hablando de este duelo en cuartos Williams-Williams desde el día que salió el cuadro. Ahora sus respectivos caminos se cruzan y el clamor que envuelve al duelo está al rojo vivo. Cualquier encuentro entre las hermanas, especialmente en un Grand Slam, amerita atención. Pero con Serena a sólo tres partidos de conseguir su Grand Slam y agregar ese punto destacado en su ya brillante carrera, este promete ser un partido especial.

Tanto Serena como Venus parecen estar sobresaliendo en el momento preciso, mientras ambas juegan un tenis casi perfecto para ganar sus cuartas rondas. Venusacabó con la qualifier Anett Kontaveit y Serena se impuso a la estrella en alza la norteamericana Madison Keys – ambas en sets corridos.
Serena tiene una ventaja 15-11 sobre su hermana mayor, apoderándose de seis de sus últimos siete encuentros. Pero Venus salió ganadora la última vez que las dos se midieron en la pista dura en semifinales de Montreal en 2014 con una victoria 6-7, 6-2, 6-2. Las hermanas se han repartido los cuatro encuentros en Flushing, incluyendo una victoria cada una en las finales en las que se han encontrado. Este promete ser un buen partido liderado por dos de sus grandes estrellas. Venus ha sido campeona en Nueva York dos veces, Serena seis ( incluidos los últimos tres años). No hay muchas más líneas en el cuadro que seriamente vayan a interceder ante Serena en su conquista por hacer historia, pero esta es sin duda una que puede tambalearla. Aún así, tan cerca está de hacer historia que cuesta pensar que la número 1 vaya a caer. En tres, avanza Serena.

El campeón defensor Marin Cilic ha hecho un avance silencioso hacia su segundo gran cuartos de final de este año, habiendo avanzando al mismo punto en Wimbledon. A sus 26 años, el croata ha sido puesto a prueba en el camino, especialmente en la tercera ronda cuando necesito 4horas y 11 minutos y cinco sets para ganarle a Mikhail Kukushkin, en el segundo partido más largo del torneo hasta la fecha. Pero para cada prueba Cilic encontró una respuesta, y aunque normalmente no se le incluye entre los nombres que van a conseguir el título este año, tampoco es que lo estuviese el año pasado y mira como salió. Cilic tiene ahora un record de 24-5 en su carrera en el Open y su juego se aplica bien a pista dura, con un total de 329 partidos ganados y 180 perdidos en pista dura en toda su trayectoria.

Tsonga, sembrado 19, fue semifinalista este año en Roland Garros; ese es su mejor resultado de 2015. El francés de 30 ha sido especialmente impresionante en su avance en sus cuartos de final de Grand Slam número 12 en lo que va de carrera, su primero aquí desde 2011. No sólo no ha perdido su saque en cuatro partidos sino que sólo se ha enfrentado a dos puntos de break. Tsonga no llegó a Nueva York con mucho momentum habiendo perdido en la primera ronda de Cincinnati y la tercera en Winston-Salem. Pero encontró su camino en las pistas duras de Flushing así que si puede seguir manteniendo su saque, podrá seguir avanzando

Cilic encabeza el número de victorias en sus encuentros a 4-1, incluyendo una este año en Monte Carlo. Pero en estos momentos parece que Tsonga está jugando de forma más sólida y mejor. Cilic puede ser le rompa el saque pero no le ganará. En cuatro avanza Tsonga.

El principal favorito masculino, Djokovic, perdió su primer set en el torneo en su último partido, pero el número uno del mundo se recuperó rápidamente y ganó por cuatro sets al español Roberto Bautista Agut para alcanzar su cuarto de final de Grand Slam número 26 consecutivo. Campeón del US Open 2011 y con nueve títulos de Grand Slam bajo el brazo, busca alcanzar la final de los cuatro Slams por primera vez en su carrera. La noche del martes buscará dar un paso más ante López (sembrado 18).

Lopez ha jugado de forma espléndida hasta ahora, alcanzando su primer cuarto de final en el US Open con un sólo set perdido. A sus 33 años, López está jugando su aparición consecutiva número 55 en un cuadro principal de Grand Slam, sólo detrás de las 64 de Federer. Es sólo la cuarta vez en su carrera de 15 años que López alcanza este punto en un Slam, pero eso parece difícil de entender viéndole jugar las cuatro primeras rondas en Nueva York. El español tiene un juego agresivo de fondo de pista muy preciso. Fue especialmente impresionante en su victoria de cuarta ronda ante Fabio Fognini.

Djokovic sólo ha perdido dos sets y tiene un perfecto record de encuentros con el español a 5-0. Ambos no se miden desde 2012. Por supuesto que desde entonces Djokovic sólo ha hecho que convertirse en un jugador más completo. Lo cual significará que López necesitará jugar el partido de su vida para salir victorioso. No muchos juegan el partido de su vida contra el número uno, así que en tres sets avanza Djokovic.

No creo que mucha gente augurase a Vinci midiéndose a Mladenovic en cuartos de final, pero con tantas semillas sembradas en este cuarto del cuadro, estas dos han florecido y tomado plena ventaja de los espacios que se iban abriendo en el cuadro hasta alcanzar este punto. No es un territorio desconocido para Vinci, ya que la italiana de 32 años está compitiendo en sus terceros cuartos de final de los últimos cuatro años. Vinci ha alcanzado sus mejores individuales en Grand Slam de su carrera siempre en este torneo, nunca ha superado la cuarta ronda en ninguno de los otros tres. Tiene además un sobresaliente talento para los dobles, donde ha alcanzado el Grand Slam incluyendo dos coronas en el Open de Australia. Su aparición en esta ronda puede mantener viva la racha de tener al menos a una mujer italiana en cuartos del US Open cada año desde 2008.

Mladenovic, por otro lado, está en terreno desconocido, jugando sus primeros cuartos de final en un Slam de toda su carrera. Aunque la francesa de 22 años no es tan conocida, ha hecho un trabajo excelente de presentarse en los cuatro primeros partidos, acabando en primera ronda con la campeona del US Open 2004 y favorita número 30 Svetlana Kuznetsova y luego encadenando tres victorias más y sólo peridiendo un set en el camino. Mladenovic, que alcanzó la final sobre la tierra batida de Estrasburgo este año, tenía sólo un marcador de 9-12 en pista dura este año antes de llegar a Nueva York.

Vinci y Mladenovic nunca se han medido y su primer duelo va a ser uno intrigante ya que ambas están jugando para alcanzar un lugar en el que ninguna ha estado antes en uno de los grandes. La francesa ha demostrado una capacidad sobresaliente de resolver situaciones al batallar durante dos horas y 12 minutos para acabar con la sembrada número 13 Ekaterina Makarova en cuarta roda. Me gusta su juego y me gusta su determinación, así que me gustan sus opciones aquí. En tres, Mladenovic avanza a semis.

Comments